Habla sobre los principios universales que permiten reconocer que no existe la "mala suerte", ni la "casualidad", la vida no es algo que funciona de manera caprichosa y al azar. 

 

Así, aprender a leer las señales de la vida en nuestra cotidianidad, y seguir sus orientaciones, nos permite alinearnos con el Universo, y al hacerlo, al fluir, solo podemos experimentar plenitud y felicidad. 

 

Comprender el "para qué" de cada uno de los acontecimientos y encontrar en cada experiencia una profunda enseñanza es entregarnos por completo a la magia de la vida. 

 

Entender que existen leyes que nos hablan a través de las señales de la vida, es comenzar a fluir con ella, abandonar la lucha, el sufrimiento y la resistencia, para abrirnos sin reservas a todo lo que la vida nos ofrece.

 

Muchas veces peleamos contra la vida porque no es como nosotros quisiéramos que fuese, queremos cambiar las cosas, las situaciones y las personas según nuestro parecer y conveniencia, por lo que nuestra vida se vuelve un caos.

 

Al aceptar y entender que todo lo que sucede es perfecto y trae consigo una bendición y miles de oportunidades, nos abrimos a la vida.  Cambiar nuestra actitud por apertura, nos enseña caminos llenos de nuevas posibilidades.

 

Que esta sea una maravillosa semana para ti y que encuentres en cada situación una oportunidad para ser, estar y disfrutar de la magia de la vida.

Vistas: 43

Comentario

¡Tienes que ser miembro de CONEXIÓN UNIVERSAL para agregar comentarios!

Únete a CONEXIÓN UNIVERSAL

© 2017   Creada por Manuel Frutos.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio