La Fiesta del Sol en las tradiciones ancestrales

 
Para muchas personas la fiesta del Sol es solamente un evento tradicional, dentro del folklore de una comunidad indígena o solo un atractivo turístico que ocurre en junio en los andes. Pero lo cierto es que todas las culturas ancestrales celebraron los solsticios de invierno como un momento muy importante en el año, al igual que otras fechas ceremoniales nativas que he publicado en alguna oportunidad. Incluyo link de fiesta equinoccio.

En Sudamérica, en el territorio andino esta celebración era conocida como el Inti Raymi (voz en quechua que significa "Resurrección del Sol") también es conocida como la ¨Fiesta del Sol¨, una ceremonia ancestral que iniciaba la fría noche del 20 de junio (la noche más larga del año) esperando ritualmente los primeros rayos de sol matutino del 21 de junio como un recibimiento del Taita Inti (o Padre Sol) al valle sagrado de los Inkas, dando inicio a una festividad que duraba 3 días, culminando el 24 de junio, iniciando un ¨año nuevo solar¨, fecha que fue usurpada por una festividad católica como la fiesta de ¨San Juan¨ tratando de ir borrando de la memoria nativa esta importante festividad que como veremos en este post tienen una importancia clave, mucho más de lo que te puedes imaginar…
 

Los cultos solares y las religiones primigenias

 
No es curioso que todas las religiones y cultos primigenios fueran solares (antes de que el ¨dogma¨ en sus diferentes vertientes, tomara posesión de su verdadero origen) Los sabios en el pasado  que conocían la importancia de vincularnos con el Sol como una conciencia y no como una ¨cosa¨, esto fue una verdadera amenaza para la iglesia católica, considerando estas prácticas como algo demoníaco, por esta razón siempre quisieron desvirtuar esta ¨relación¨ entre conciencias despiertas, me refiero del Humano y el Sol, quienes en ciertos momentos establecían una verdadera común-unión, entre un microcosmos-macrocosmos. 
Podemos observar algunos indicios en la historia, en el mismo almanaque que guarda un dato que no pudo ser cambiado en la tradición protestante (fuera de la potestad de roma) donde el domingo corresponde al Sunday o ¨Día del Sol¨, conocido como el día del Señor… estamos hablando del mismo Sol entonces? Podemos decir, que en su origen el cristianismo primitivo era solar (existen muchas referencias gnósticas que lo demuestran).
 

¿Es la navidad una ceremonia solar?


Si seguimos indagando en los cultos solares, nos encontramos que esta misma ceremonia del Solsticio de invierno el Inti Raymi, que en Sudamérica se festeja entre el 20 al 24 de junio, en el hemisferio norte era conocida como elSol invictus ¨ el invencible Dios Sol¨, una festividad del Mitraísmo celebrada entre el 20 al 24 de diciembre, que también era considerada como la ¨resurrección del Sol¨, siendo la fecha elegida como navidad Cristiana, curioso no?  Será por esta razón que la iglesia como institución cambio la tradición solar de esta festividad, inventando un extraño personaje como ¨papá noel¨ o santa claus, evocando nuevamente a aquel dios vengativo y cruel del antiguo testamento. 
 

El Sol como conciencia
 

Como he mencionado más arriba, todas estas tradiciones ancestrales, que mantenían sus cultos solares, consideradas ¨animistas¨ por los antropólogos, sabían perfectamente que se dirigían a una gran conciencia, el Taita Inti, (padre Sol) para los Inkas manifestación de Pachakamac en este plano, al igual que Kinich Ahau (Deidad Solar) manifestación de Hunab Ku para los Mayas. Lo mismo ocurría en otras tradiciones en las distintas latitudes que alcanzaron ese contacto con esta Gran Conciencia llegando algunos a ser considerados ¨Hijos del Sol¨, atributo que recibían solamente quienes encendieron su propia luz, de su chaska o estrella personal. 
 
Hasta aquí, hice referencia de antiguas tradiciones, festividades y mitos, pero que nos dice hoy la ciencia? Sabemos que la física cuántica ha confirmado en laboratorio que el electrón tiene ¨conciencia¨ y además responde al ¨espectador¨… entonces no se trata solamente de creer en antiguos preceptos sin sentido, sino en recuperar este saber ancestral que nos permite literalmente ¨iluminarnos¨ en nuestro camino en espiral.
En este contexto, es importante destacar la importancia del trabajo del científico alemán Dieter Broers y su investigación que ha denominado ¨Revolución Solar¨, Broers es uno de los que ha re-descubierto la influencia del sol en la expansión de nuestra conciencia, aportando una nueva mirada a esta ¨tradición solar¨, puedes ver su web desde este link: http://dieter-broers.de

Otras áreas de la ciencia están redescubriendo los biofotonoes, como información luminosa que proviene del sol, algo que se encuentra en la comida orgánica y cruda que no fue procesada ni sintetizada. Estos biofotones poseen los códigos de luz que permiten alcanzar un conocimiento subjetivo que impulsa nuestro propósito. Lo curioso que ciertos científicos disidentes hayan hecho pública esta información que no solamente impacta en la forma de alimentarnos, sino en nuestro despertar de conciencia. 
 

Formas de conectarnos con el Sol


Ahora bien, podemos quedarnos solamente haciendo referencia a esta información, en sus diferentes fuentes o comenzar a recuperar ese vínculo perdido con nuestra fuente de calor, luz y plasma. Aunque muchos quizás no se sienten cercanos al chamanismo pueden igualmente realizar este contacto, este 24 de junio y en cualquier momento, poniendo en práctica esta sencilla meditación que propone Daniel Lumera, un investigador italiano que ha aportado una gran cantidad de información.
 
 
Deseo que disfrutes este momento!
Saludos 
 
Christian Franchini

Vistas: 195

Comentario

¡Tienes que ser miembro de CONEXIÓN UNIVERSAL para agregar comentarios!

Únete a CONEXIÓN UNIVERSAL

© 2018   Creada por Manuel Frutos.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio