Nuestra herencia emocional, heredada de nuestros antepasados, es parte de la causa 

de que veamos repetir una y otra vez los patrones positivos o negativos en nuestras vidas. En el trabajo que he realizado por años, he visto que no importa qué tan fuertemente intentemos cambiar el patrón emocional -ya sea enojo, ansiedad, o un comportamiento adictivo- estos patrones se perpetúan hasta que descubrimos la verdadera fuente del defecto, las historias ancestrales que están tan fuertemente conectadas a nosotros. 

 

Junto con otros factores, las "historias" familiares insertas en nuestro ADN 

pueden determinar si somos ricos o pobres, delgados o gordos.

 Pueden determinar quién de nosotros es propenso a una depresión, 

quién de nosotros tiende a divorciarse, y quién será amante de la música 

o la arquitectura. No importa si experimentamos obstáculos en finanzas, 

nuestras perspectivas profesionales o relaciones, lo que sea que funcione 

o no funcione en nuestras vidas puede ser determinado por las historias 

programadas en nuestro código de ADN, 

y los patrones no cambiarán hasta que el programa interno cambie.

 

El ADN de la Sanación.

 

Vistas: 366

Comentario

¡Tienes que ser miembro de CONEXIÓN UNIVERSAL para agregar comentarios!

Únete a CONEXIÓN UNIVERSAL

Comentario de Yider Araque el marzo 1, 2014 a las 9:59pm

Gracias ser de luz, bendiciones!!

Comentario de MAYA el febrero 28, 2014 a las 11:26pm

Muchas gracias, querido Yider. Un abrazo y mi cariño. Maya

© 2019   Creada por Manuel Frutos.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio